GOOGLE AQUI lo que Quieras

Cargando...

lunes, 6 de mayo de 2013

INFECCIÓN POR CLAMIDIAS


INFECCIÓN POR CLAMIDIAS



INTRODUCCIÓN

La clamidiasis es una Infección de Transmisión Sexual (ITS) muy común en los países desarrollados, que afecta la uretra en el hombre y en la mujer puede afectar el cuello de la matriz, la uretra y el tracto genital superior, provocando una Enfermedad Pélvica Inflamatoria (EPI). Sin embargo comúnmente es asintomática.

Esta infección es la ITS de tipo bacteriana reportada con mayor frecuencia en el Zulia, Venezuela
  
Muchos casos no se reportan porque la mayoría de las personas con clamidia no saben que tienen la infección y no se hacen pruebas para detectar la enfermedad.

ETIOLOGÍA
La infección es causada por la bacteria Chlamydia trachomatis que puede ser transmitida durante las relaciones sexuales vaginales, orales o anales.
También se puede transmitir de madre a hijo durante el parto vaginal.

Toda persona sexualmente activa puede contraer la infección por clamidia. Entre mayor número de parejas sexuales tenga la persona, mayor es el riesgo de infección.
Las adolescentes y las mujeres jóvenes que son sexualmente activas están expuestas a un mayor riesgo de infección porque el cuello uterino (la entrada al útero) no se ha formado completamente y es más susceptible a infecciones.
Debido a que la clamidia puede transmitirse durante las relaciones sexuales orales o anales, los hombres que tienen relaciones sexuales con hombres también están en peligro de contraer la infección clamidial.

CLÍNICA
Lo más frecuente es que sea asintomática (70%).

  • Sangrado entre períodos menstruales
  • Sangrado vaginal después de tener relaciones sexuales
  • Dolor en el abdomen
  • Dolor durante las relaciones sexuales
  • Fiebre
  • Sensación de ardor al orinar
  • Necesidad de orinar más de lo habitual
  • Secreción vaginales nuevas o diferentes
  • Dolor, picazón, sangrado y/o secreción de mucosidad del recto (cuando se tiene clamidia en el ano)
  • Enrojecimiento, picazón y/o secreciones de los ojos (cuando se tiene clamidia en los ojos)
Las manifestaciones clínicas que más se presentan son las cervicitis mucopurulentas, que provocará vaginitis, coitorragia debido al cervix friable, dispareunia y prurito. También puede dar síntomas miccionales como polaquiuria y disuria; secreción escasa serosa uretral en ocasiones.
Los gérmenes por vía ascendente pueden dar endometritis, salpingitis y enfermedad inflamatoria pélvica.
El Linfogranuloma venéreo es una pápula con zona ulcerada en el punto de inoculación; que está acompañada de una adenopatía inguinal que supura y puede dejar una cicatriz queloide y retraída

DIAGNÓSTICO
La inspección del cérvix revela en un 50% de los casos una inflamación, con epitelio hipertrófi  co y eritematoso; y en ocasiones se recubre de un exudado purulento.
La prueba con mayor sensibilidad será el cultivo en células de McCoy pero no podremos disponer del resultado en urgencias.
Como alternativas están PCR, ELISA y la prueba de anticuerpos monoclonales marcados con fluoresceína con buena sensibilidad y especificidad y que en aproximadamente una hora podremos tener el resultado de la misma.
La presencia de leucocitos en orina con cultivo negativo en pacientes con síntomas uretrales apoyan el diagnóstico de uretritis por clamidias

COMPLICACIONES
Si no es tratada, la infección puede avanzar y causar graves problemas reproductivos y de salud con consecuencias a corto y largo plazo.

En las mujeres, si la infección no es tratada, puede propagarse al útero o a las trompas de Falopio y causar enfermedad inflamatoria pélvica (EIP).

Clamidia también puede causar infección en las trompas de Falopio sin presentar síntomas.

El daño puede llegar a causar dolor pélvico crónico, infertilidad y embarazo ectópico (embarazo implantado fuera del útero), el cual puede causar la muerte.

PROFILAXIS  
Para ayudar a prevenir las graves consecuencias de la infección por clamidia, se recomienda que las mujeres sexualmente activas de 25 años de edad o menos se realicen una prueba de detección de la clamidia al menos una vez al año.
También se recomienda que las mujeres mayores de 25 años con factores de riesgo de contraer clamidia (por ejemplo, si tienen una nueva pareja sexual o múltiples parejas sexuales) se realicen la prueba de detección anualmente.
Todas las mujeres embarazadas deben hacerse una prueba de detección de la clamidia.
Efectos en embarazadas y en sus bebés
Hay cierta evidencia de que en las mujeres embarazadas, las infecciones clamidiales que no reciben tratamiento pueden propiciar partos prematuros.
Los bebés que nacen de mujeres infectadas pueden contraer infecciones clamidiales en los ojos y en las vías respiratorias.
La infección por clamidia es una de las causas principales de neumonía precoz y conjuntivitis en los recién nacidos.

TRATAMIENTO
La clamidiasis puede ser tratada efectivamente con antibióticos por vía oral, durante 7 a 14 días según el fármaco y el esquema terapéutico elegido. Es fundamental que todas las parejas sexuales de las mujeres con infección genital por clamidias reciban antibiótico terapia para evitar fenómenos de reinfección o transmisión sexual a parejas ocasionales.

Las pautas antibióticas más utilizadas son:
En la mujer y el hombre
  • AZITROMICINA 1 g en dosis única por vía oral. ó
  • DOXICICLINA 100 mg vía oral, 2V/día, 7 días, ó
  • TETRACICLINA 500 mg, vía oral, 4V/día, 7 días. ó
  • ERITROMICINA 500 mg, vía oral, 4V/ día, 7 días,
En caso de persistencia de la secreción o recidiva tratar con
  • METRONIDAZOL 2 g en dosis única por vía oral
En la gestante con cervicitis
  • AZITROMICINA 1 g en dosis única por vía oral. ó
  • ERITROMICINA 500 mg, vía oral, 4V/ día, 7 días,
 Tratar siempre a la pareja sexual.

Recibe por Correo cada Entrega

Videos de Interés

Loading...